“…Igual que dice la excelente canción de Amaral de que «Sin tí no soy nada», en estos momentos de covulsión tecnológica sin TI (Tecnologías de la Interacción Social, como a mí me gusta denominarlas) tampoco somos nada, porque sucede incluso que, en estos momentos, más personas tienen acceso al móvil que al agua potable y electricidad…»